El absentismo laboral o el ausentismo en la empresa

absentismo laboral

Absentismo laboral: Causas y consecuencias

Los sustantivos absentismo y ausentismo son igualmente adecuados y significan lo mismo.

 Se emplean en ellos dos formas diferentes para referirse a una misma realidad: la falta de asistencia a un lugar donde se ejerce una obligación, en este caso el trabajo. Ambas están recogidas en el Diccionario de la Real Academia Española y resultan igualmente recomendables. En el español de América se usa más comúnmente la forma ausentismo, que viene del adjetivo ausente; en España se prefiere absentismo.

(Fuente: FundeuRAE).

¿Qué se considera absentismo laboral?

Se considera absentismo laboral cuando un trabajador se ausenta de su puesto de trabajo con o sin causa justificada y, por lo tanto, no cumple con sus obligaciones laborales.

Tanto las faltas justificadas como injustificadas se entienden como absentismo laboral, pero hay que tener en cuenta que existen varios casos de ausencia al puesto de trabajo que no son consideradas absentismo laboral como una huelga general, representación sindical, vacaciones, bajas por enfermedad común, bajas por accidentes (laboral/no laboral) y permisos por maternidad, paternidad o lactancia.

Tipos de absentimo:

  1. Ausencia justificada: la no asistencia al trabajo es puesta en conocimiento de la empresa por parte del trabajador, por la existencia de motivos que objetivamente se lo impiden.
  2. Absentismo presencial: este tipo de absentismo laboral también se conoce como presentismo. El trabajador está en su puesto de trabajo, pero no realiza las tareas que tiene encomendadas ya que pierde sus horas de trabajo en otras ocupaciones no relacionadas con el mismo.
  3. Absentismo emocional: el trabajador se encuentra de manera presencial en su puesto de trabajo, pero su atención no está puesta en las tareas a realizar. Suele ocurrir por falta de motivación o por causas como el síndrome del burnout o el tecnoestress.
  4. Absentismo injustificado: este tipo de ausencia laboral ocurre cuando no se asiste a su puesto de trabajo y no existe causa justificativa para ello. Por lo tanto, se incumplen las obligaciones laborales a las que se está sujeto.

Causas del absentismo laboral en la empresa:

Causas del absentismo laboral
  1. Causas laborales: disminución de la motivación, falta de compromiso con los objetivos de la empresa, fatiga, tareas repetitivas, mal clima laboral.
  2. Causas médicas: estas causas son las de mayor relevancia a la hora de ausencia en el trabajo. Entre las afecciones más frecuentes que causan absentismo laboral encontramos las enfermedades musculoesqueléticas, las lesiones y las enfermedades relacionadas con el aparato respiratorio.
  3. Causas económicas: se podría considerar la percepción que tiene el trabajador entre el esfuerzo realizado en su trabajo frente a la remuneración percibida.
  4. Causas sociales: se podrían dividir en 2 tipos:
  • absentismo previsible y justificado donde nos encontramos, por ejemplo, con la incapacidad temporal, las actividades sindicales, los permisos y las licencias.
  • absentismo no previsible y sin justificación donde se ubican el abandono del puesto de trabajo sin autorización, las salidas a fumar, los retrasos o las conversaciones largas con compañeros.

Consecuencias del absentismo laboral

Las consecuencias del ausentismo o absentismo laboral afectan no solo a la persona implicada, sino también a la empresa.

Las consecuencias más importantes son:

  • Pérdida de productividad de la empresa
    Pérdida de eficiencia y productividad diaria. Igualmente se ve aquejada la calidad del servicio o la atención brindada a los clientes.
  • Malestar a nivel de compañeros o en el equipo de trabajo
    Cuando hay una reiteración en el absentismo laboral suele ocurrir que el entorno, ya sean compañeros o integrantes del equipo, es el que debe suplir la falta. Por lo tanto, otros trabajadores pueden ver duplicadas sus tareas y funciones, generando situaciones de malestar o estrés por una sobrecarga de trabajo.
  • Afecta al empleado y a su entorno
    Independientemente de la causa de ausentismo laboral, tanto el trabajador como su entorno se ven afectados, ya sea por una disminución de sus ingresos o por causas relativas a la salud mental.

El absentismo laboral en España

El absentismo laboral en familias españolas

Según el último estudio realizado por la consultora de recursos humanos Randstad, en el primer trimestre del año 2021, el nivel de absentismo laboral en España ha supuesto una pérdida del 6% de las horas de trabajo pactadas, mientras que el absentismo provocado por las incapacidades temporales supone el 4.7 % de las horas de trabajo pactadas.

De los 10 sectores con mayor absentismo laboral se encuentra el sector de Recogida, tratamiento y eliminación de residuos; seguido del de Actividades de servicios sociales sin alojamiento con un 10,2%; liderando también el absentismo por IT con un 9,1% y 8,7% respectivamente. El sector de Fabricación de vehículos de motor, remolques y semirremolques aparece como el de menor nivel tanto de absentismo general como por IT.

En referencia a comunidades autónomas, el estudio muestra como en el primer trimestre de 2021, País Vasco y Navarra fueron las comunidades con mayor nivel de ausentismo o absentismo laboral en su medición general (integrando tanto las bajas por IT como el resto de los motivos), mientras que los menores niveles se localizaron en Baleares y Madrid.

Cómo calcular el absentismo laboral

El índice de absentismo laboral (IAL) es el porcentaje que se obtiene entre el número de horas que faltan los empleados a su puesto de trabajo y el número total de horas de trabajo estipuladas en la empresa.

Su fórmula es:

IAL = (Nº total horas de absentismo / Nº total horas trabajadas) x 100

Así calcularemos:

  • Número total de horas trabajadas: son las horas que se obtienen teniendo en cuenta el horario, turno y las horas asignadas a cada uno de los trabajadores.
  • Número total de horas de absentismo: es la suma de las horas que el trabajador faltó a su trabajo.

Estatuto de los Trabajadores y despido por absentismo

El artículo 52.d del Estatuto de los Trabajadores relativo al despido objetivo por absentismo laboral fue derogado en el año 2020.

Con anterioridad a febrero de 2020, conforme al artículo 52.d, eran causas de despido por absentismo o ausentismo laboral faltar ocho días en un plazo de 2 meses o si el total de faltas de asistencia durante los 12 meses anteriores fuese del 5% de días hábiles. Otra causa también era faltar 20 días en un plazo de 4 meses discontinuos en un período de 12 meses.

Así desde esa fecha no es posible despedir objetivamente por absentismo a un trabajador, pero sí es posible realizar un despido disciplinario aunque el trabajador esté de baja por enfermedad (baja de IT) o esté de retorno de esta.

Actualmente hechos como la impuntualidad, faltas injustificadas y otras acciones que el trabajador cometa de forma voluntaria atentando contra las normas y el funcionamiento de la empresa pueden dar lugar a despido disciplinario. En este caso debe ser el empresario quien habrá de justificar las causas que le llevan al despido, que podrá ser declarado despido procedente, despido improcedente o nulo. Los despidos por baja justificada por enfermedad pueden ser declarados nulos dependiendo de la situación.

Checkplus Presence, el software de control de asistencia

Ya hemos visto las consecuencias que tiene para la empresa el absentismo laboral. Por ello, una forma altamente efectiva de registrar el ausentismo en cualquier empresa u organización es contar con un software de control de asistencia como Checkplus Presence, que permite llevar un control efectivo de las horas trabajadas, ausencias solicitadas y adjuntar documentos.

Con Checkplus Presence el manager puede gestionar todo tipo de incidencias que afecten al equipo de trabajo como las solicitudes solapadas o el exceso de personal fuera de la oficina, aprobar solicitudes de ausencias como permisos, horas y días libres, vacaciones y visitas médicas.

Contar con un software de gestión de ausencias facilita al empleado la relación con la empresa, pudiéndose convertir en una plataforma B2E. Para el responsable de Recursos Humanos es una herramienta que le permite, de forma simple y gráfica, poder acceder a todos los datos de los trabajadores de empresa y generar informes automáticos.